Claras muestras de que el poder embriaga

15 Feb

Malas Costumbres

Es probable que a estas alturas del partido, muchos estén enterados de la denuncia que pesa contra la congresista nacionalista Cenaida Uribe. La última información da cuenta de que finalmente su partido decidió, después de tiras y afloje, suspenderla en sus funciones partidarias. Pero más a pedido de ella que de su mismo grupo político que en las últimas 48 horas pretendió blindarla, lanzando al orate ese Daniel Abugattás para que la defienda y ataque con saña al autor de la denuncia, el profesor Lizandro Quispe. Una locura completa. Pero así es la política y hasta ese extremo se ha llegado de corrupción. Pero no es el único caso. Más bien diría, el impacto de esta denuncia, cuyo video reproducimos, permitió que pasara inadvertida otra denuncia, la que pesa contra el legislador también nacionalista Gustavo Gastañadui por manejar ebrio, chocar a otro vehículo y pretender darse a la fuga. Lo inaudito de este caso, y que muestra también hasta donde pueden llegar quienes detentan poder, es que el resultado del dosaje etílico se mantenía bajo siete llaves, pese a que habían pasado varios días desde que ocurrió el hecho. Pero más inaudito aún el que el mismo parlamentario hablara con absoluta seguridad de que éste le era favorable, como si conociera sus resultados. Cosa rara ¿no?
Bien, ambos casos son una clara muestra de lo que la también legisladora Cecilia Tait ha dicho con acierto: “A veces uno se embriaga del poder y la resaca es muy dura”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: