¡Cuidado! extorsionadores libres

24 Sep

Ojo Avizor

Grave y reiterada denuncia de Huamán. (F. LaPrimera)

Lu. 24 set. 2012. Creo no haber escuchado mal, cuando el secretario general de la CGTP, Mario Huamán, señaló ayer en RPP que muchos delincuentes dedicados a extorsionar en las obras de construcción y que fueron capturados por la policía, han sido liberados por el Poder Judicial. ¡Sí! pongan mucha atención: ¡Están libres!

Pero ¿por qué dijo esto el señor Huamán? Al margen de su ideología izquierdista y posición estatista, con la cual discrepo, es obvio que conoce el tema. Tanto por ser dirigente de la central de trabajadores más importante del Perú, como por integrar el gremio de construcción civil.

Además, hay que recordar que en abril pasado este dirigente hizo una denuncia similar. Dijo que existen más de 5 mil delincuentes organizados en una treintena de “seudosindicatos”, dedicados a cobrar cupos y extorsionar empresarios de la construcción, sin que el PJ haga algo. Es más, dio hasta nombres de los cabecillas mafiosos.

Esta vez ha explicado que una de las razones por la que estos facinerosos salen con rapidez de las cárceles es porque no existen denuncias contra ellos debido a que ninguno de los agraviados (personas naturales o jurídicas) se atreve a hacerlo. Así de simple.

Esta situación tiene su lógica. Ningún encargado de obras va a arriesgar su vida y denunciar en una comisaría a uno de estos sujetos, porque ello significa dejar su nombre, dirección, teléfono, etc., etc., con lo cual se pone en tremendo riesgo, tanto él como su familia. Menos se va  atrever a enjuiciar a alguno de estos criminales porque tampoco confía en que el PJ ni cree que la policía le brindará protección debida. Sabe que nada de eso va a ocurrir en el Perú, salvo que fuera un renombrado político o un potentado empresario.

Entonces, opta por el camino más seguro: mejor pagar cupo que morir baleado. Esto explica por qué muchos empresarios o administradores de obras medianas y pequeñas principalmente, niegan que los extorsionen. Sin embargo, efectivos de la Diproc (División Policial Especializada de Protección de Obras Civiles) tiene mucha información que confirma que el pago de cupos y las extorsiones ocurren con frecuencia.

Mafias se hacen pasar por obreros de la construcción para cobrar cupos. (F.RPP)

Ahora, es lógico entender también que esta ausencia de denuncias no solo les facilita a fiscales y jueces liberar a estos facinerosos, sino ser ellos víctimas de las amenazas de muerte cuando asumen un proceso y se trata de magistrados honestos. Entonces, como se dice, “corren traslado”.

Algo similar a lo que ocurre con las llamadas “acciones de amparo”, que al margen de ser un derecho para detener la consumación de un abuso, muchas veces se convierten en válvulas de escape para una judicatura timorata y corrupta a la vez.

Para quienes recurren a ella sin razón alguna es su “tabla de salvación” pues les permite seguir operando aún en la ilegalidad. En tanto, para los magistrados corruptos es su “escudo protector” o mejor, su coartada perfecta, ante cualquier acusación de coima o soborno. Por eso las aceptan y optan por liberarlos. Por eso estamos como estamos, mientras el PJ parece repetir: No se oye padre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: